Primera página>Economía

Panamá y sus grandes posibilidades en China

Source:China Hoy Author:BETZAIDA M. JIMÉNEZ*
【Cerrar】 【Imprimir】 GrandeMedianoPequeño
Narra la historia que las primeras huellas de la presencia china en Panamá se dieron a mediados del siglo XIX para la construcción del ferrocarril que unió las ciudades de Panamá y Colón. Luego, entre 1889 y 1890 llegaron unos 5000 obreros chinos que fueron traídos desde los puertos de China, Trinidad y Guyana, a fin de participar en la construcción del Canal de Panamá.

 

Hoy, su presencia es fuerte en el comercio al por menor y su influencia en la cultura se observa en la idiosincrasia panameña. La comunidad china en Panamá es una de las más grandes y fuertes, y esta representa aproximadamente el 6 % de la población. La mayoría de sus descendientes han contribuido al desarrollo económico de nuestro país.

 

18 de noviembre de 2017. Juan Carlos Varela, entonces presidente de Panamá, toma la palabra en el Foro Empresarial Panamá-China.

 

Una serie de acuerdos

 

No fue hasta junio de 2017 que Panamá inició relaciones diplomáticas con la República Popular China, a través de la firma de diferentes acuerdos de entendimiento que se dieron en la administración anterior, liderada por el ex presidente de la República Juan Carlos Varela. Tal es el caso del acuerdo de promoción comercial que formaliza una política comercial entre los dos países, facilitando la apertura de las exportaciones panameñas a China.

 

Otro memorando firmado fue el de entendimiento sobre cooperación agrícola, el cual mejora la capacidad de producción agrícola y ganadera de Panamá, necesaria para la exportación al mercado chino. Se firmó, asimismo, otro acuerdo para fortalecer el desarrollo económico y la promoción del desarrollo industrial en vista de las ventajas complementarias de ambos países. Se estableció un marco de cooperación económica y comercial para fortalecer el segmento de las zonas económicas especiales sobre la base del beneficio mutuo, la igualdad y la reciprocidad. Las áreas prioritarias de cooperación pueden incluir la logística, el almacenamiento, el procesamiento, la fabricación, las industrias, la alta tecnología, los servicios, entre otras.

 

Panamá también se ha adherido a la Iniciativa de la Franja y la Ruta de China, potenciando su papel como “la gran conexión” con el Canal de Panamá y un posible ferrocarril a la frontera occidental. Este acuerdo busca el intercambio e integración de políticas de desarrollo y planificación, facilita la conectividad a través de la construcción de infraestructura, y promueve el libre comercio, la integración financiera y el desarrollo de los lazos entre personas.

 

En junio del año pasado, gracias a todos estos acuerdos de entendimiento, Panamá inició la exportación de carne de res a China. Panamá logró enviar las primeras 200 toneladas de carne al mercado más grande del mundo; un paso considerado histórico en el que se abren las puertas para la exportación de otros tipos de productos como fruta, café y productos del mar.

 

El 1 de octubre, nuevamente Panamá hizo historia al exportar el primer contenedor de piña hacia el gigante asiático. Según datos del Ministerio de Desarrollo Agropecuario, este contenedor fue el primero de 12,5 contenedores semanales de esta fruta que se tiene previsto seguir enviando a China. El jefe de Agronegocios del Ministerio de Desarrollo Agropecuario (MIDA), Tomás Solís, indicó que las exportaciones de piña se duplicarán de 25 a 50 contenedores mensuales en 2021, y dentro de cinco años se pretende que lleguen a 100 contenedores semanales.

 

China ha sido un socio comercial desde hace décadas. Según la página web de la Zona Libre de Colón, la República Popular China continúa siendo el principal proveedor de la Zona al registrar un total de 3226,7 millones de balboas en 2018.

 

10 de septiembre de 2019. El Parlamento Latinoamericano y Caribeño organiza el Foro Cultural de Alto Nivel China-Panamá.

 

 
 
 
El intercambio comercial en detalle

 

Al analizar la distribución de las importaciones a Panamá por país, China ocupa el tercer puesto con 1242,9 y 1335,5 millones de balboas durante los años 2017 y 2018, respectivamente, en las que sobresalieron mercancías como: estructuras prefabricadas, excepto de fundición, hierro o acero, otras grúas de pórticos, excepto fijas, con capacidad de carga inferior o igual a 20 toneladas y pórticos móviles sobre neumáticos y carretillas puente. En 2017, el volumen de las mercancías recibidas de China creció un 16 % comparado con 2016. Todo esto surge ya que en ese año se iniciaron las relaciones bilaterales entre Panamá y la República Popular China. Y para 2018 el incremento fue del 7 %, donde las principales mercancías correspondieron a artefactos eléctricos y electrónicos, productos de la fundición de hierro y acero, plásticos y manufacturas, así como muebles y mobiliario.

 

Las exportaciones a China durante 2017 se incrementaron un 20 % en comparación con 2016, al alcanzar un monto de unos 42,7 millones de balboas. Durante 2018, el incremento fue del 16 % en comparación con el año anterior, representado por unos 49,4 millones de dólares. Las mercancías que se destacaron en la exportación hacia China fueron el café, la harina de pescado, los desechos, los desperdicios y los recortes de plástico (excepto de etileno, estireno y cloruro de vinilo), madera, desperdicios y desechos, de fundición, de hierro o acero.

 

Hoy día existen muchas posibilidades en China para los productos panameños. Históricamente, Panamá cuenta con tierras fértiles para producir diversos productos que pueden ser llevados a China para atender las necesidades alimenticias del gigante asiático. Además de banano y café, Panamá tiene la expectativa de poder exportar productos del mar, cárnicos, piña, entre otros.

 

Si bien es cierto existe un gran desbalance comercial entre ambos países, ya que es más lo que China puede introducir en Panamá, a diferencia de lo que Panamá puede ofrecer a China, esto nos lleva a un gran reto. Un reto que está en las políticas destinadas al incentivo del sector agropecuario, a fin de que Panamá pueda colocar su plataforma multimodal al servicio del comercio mundial, aprovechando nuestra privilegiada posición geográfica y las posibilidades de ofrecer al mundo un comercio global a través de los servicios que brinda un Canal ampliado.

 

Las relaciones de cooperación entre Panamá y China no solo tienen un impacto directo en el comercio y la inversión de Panamá, sino que también incorporan al país a nuevas iniciativas chinas que están cambiando el mundo hoy en día.

 

Todos los acuerdos firmados entre Panamá y China están orientados a un diálogo político basado en el respeto, incentivando el turismo y los flujos migratorios ordenados, la cooperación judicial, el desarrollo del sector marítimo y logístico, el establecimiento de sedes de promoción del comercio, inversión en infraestructura, intercambios educativos y la búsqueda de alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

 

El 1 de julio, Panamá inició un nuevo Gobierno, donde escogimos como presidente a Laurentino Cortizo Cohen para que lleve las riendas del país por los próximos cinco años. El actual régimen reconoce que las relaciones entre Panamá y China son importantes, por lo que actualmente el Gobierno panameño se encuentra revisando todo lo negociado entre las partes de cara a la firma de un posible tratado de libre comercio (TLC).

 

 
 
*Betzaida M. Jiménez es profesora asistente de la Facultad de Economía de la Universidad de Panamá.

 

Compartir con:
Editor: Wu Wen Da-->

Copyright © 1998 - 2016

今日中国杂志版权所有 | 京ICP备:0600000号